Consideraciones para elegir una alfombra de decoración

Una alfombra puede transformar drásticamente un espacio, ocupar un lugar central en tu hogar y, junto a los colores de pintura para interiores que elijas, agregar dramatismo, impacto y textura. Aquí te daremos algunas consideraciones para elegir una alfombra de decoración.

Elige un diseño atemporal

Cuando compras un diseño llamativo, debes poder vivir con él durante mucho tiempo, por lo que es importante elegir una pieza atemporal.

Las alfombras son infinitamente versátiles y no necesariamente tienen que tener el mismo estilo que el resto de la decoración. Hay diseños contemporáneos que se utilizan en entornos tradicionales y viceversa, es realmente un reflejo de su estilo personal.

Es importante recordar que estas también son una obra de arte para tu piso y debes darles el tiempo y el espacio para exhibirlas correctamente.

sala de estar con alfombra decorativa

Escoge un color primario

Una alfombra de decoración debe ser principalmente de un color con acentos que permitan integrarse en cualquier decoración. Ten en cuenta los colores de pintura para interiores que tengas en tu hogar.

Crea una sensación de tensión

Las alfombras llamativas añaden algo más que el toque de color a una habitación. También pueden declarar un tono y un propósito para un espacio. Un sisal informal sugiere un tono muy diferente al de una tipo formal anudada a mano, por ejemplo.

Usar para una habitación una alfombra de estilo opuesto es una excelente forma de lograr tensión; otros patrones en el espacio no deben tener la misma escala que esta.

alfombra con textura en sala

Considera la forma

Mantener el diseño de la habitación bastante neutral permitirá que la alfombra sobresalga. En términos de forma, opta por una rectangular  si el espacio es más amplio, y una circular  si es todo lo contrario.

Para que se vea orgánico el espacio, ten en cuenta que tus muebles deben estar  a la mitad o completamente colocados en la alfombra. Para un efecto de capas, también puedes colocar una pequeña sobre un sisal grande.

Juega con el tamaño y el espacio

Debes considerar el tamaño y el espacio, especialmente si trabajas con una habitación con mucho espacio. Una alfombra llamativa puede ser una base perfecta para el resto de tu decoración.

Con estas consideraciones para elegir una alfombra de decoración, podrás aprovechar al máximo el diseño que tienes en mente para ese espacio tan representativo de tu hogar.

También puede interesarte: Consejos para diseñar un espacio minimalista cálido.

Consejos para diseñar un espacio minimalista cálido

El minimalismo celebra la belleza de lo menos y aporta una sensación de paz a un espacio. También puede hacer que un espacio parezca más grande y expansivo. Por eso en este post te daremos algunos consejos para diseñar un espacio minimalista cálido.

Encuentra el balance

Todo tiene que fluir y encontrar su lugar, ninguna pieza debe colocarse al azar. Encuentra esas piezas extraordinarias y únicas que encontrarías en una galería. Puedes mezclar un diseño vintage con algo contemporáneo.

Te recomendamos usar colores de pintura para interiores neutros. Estos matices brindan la sensación de que hay más luz  en la habitación y permiten que los muebles se destaquen, incluso sin mucha luz natural.

Las proporciones son muy importantes, así que crea una cantidad adecuada de espacio para respirar, de modo que haya una sensación equilibrada de distancia entre los muebles y las obras de arte.

sala minimalista con detalles de madera

Usa papel decorativo texturizado

Otro de los consejos para diseñar un espacio minimalista cálido es añadir un poco de textura. Esta crea profundidad y calidez, incluso si estás usando una paleta neutra.

El minimalismo no significa hacer un diseño aburrido; quizás agregar un papel tapiz texturizado traerá un poco más de profundidad que la pintura.

Considera cada detalle

Las paredes deben verse impecables, incluso si no hay arte. Asegúrate de que haya pintura fresca y limpia. Si hay menos para mirar, verás más imperfecciones.

Usa una alfombra texturizada o telas acogedoras, como terciopelo. Puedes tener un matiz neutro con diferentes texturas en un mismo color. Piensa en blancos de invierno o beiges cremosos.

sala blanco con gris

Mira a capas

Una buena iluminación es fundamental para crear un hermoso diseño minimalista. Es importante diseñar la iluminación en capas tanto en iluminación directa como indirecta.

Una forma de darle a un diseño minimalista una sensación de vida, es la integración de cálidos acentos de madera en el mobiliario, y por supuesto, la adición de plantas. Los materiales orgánicos con detalles elegantes y simples pueden realzar un espacio sin volverse abrumadores.

El equilibrio es la clave para seleccionar su paleta de materiales. Si el piso de madera es de tono medio, el mueble puede ser de un tono más oscuro o más claro para que sirva de contrapunto al piso, evitando demasiada uniformidad o al revés, demasiados tonos contrastantes.

Esperamos que estos consejos para diseñar un espacio minimalista cálido te ayuden con tu proyecto personal o familiar de decoración. No olvides compartirnos tus resultados en los comentarios.

También te puede interesar: Los colores de pintura para tu pared.

¿Qué es un impermeabilizante y por qué es importante?

Hablar de impermeabilizante es en términos simples, de productos diseñados para proteger los techos, piscinas, paredes y cualquier superficie de una casa o edificio expuesta a las inclemencias del tiempo, tales como lluvias, humedad, calor, etc. Anteriormente el impermeabilizante más conocido era uno de color rojo, pero ahora la oferta se ha diversificado mucho y actualmente podemos encontrar hasta impermeabilizantes de llanta reciclada ¿No es eso genial?

Sin embargo, la impermeabilización puede realizarse de diferentes maneras, pero esto va muy de la mano con la superficie a proteger, presupuesto y el resultado que queremos conseguir. Sigue leyendo para saber más.

Primero, ¿por qué se debe usar impermeabilizante?

Contrario a lo que se pudiera pensar, la impermeabilización debería ser uno de los mantenimientos básicos que se deben hacer a los bienes inmuebles. El problema es que la lluvia, con el paso del tiempo, crea humedad en todas las edificaciones causando daños poco a poco en techos, paredes, pinturas, estructuras, lo cual podría ocasionar desprendimientos y por lo tanto, deterioro de la propiedad porque, ¿a quién le gustaría rentar una casa llena de goteras?

¿Con qué puedo impermeabilizar mis techos y paredes?

Te recomendamos preguntar en las tiendas especializas cuál es el mejor producto de su inventario para tus necesidades. Sin embargo, estos son los tipos básicos de impermeabilización que puedes hacer según la superficie donde los vas a colocar:

Para techos

*Asfalto en frío: se elaboran a base de agua emulsionada y solvente, poliéster y fibras de vidrio. Dicho impermeabilizante asfáltico es utilizado sobre todo cuando las viviendas se encuentran en zonas boscosas o que están en zonas lluviosas.

*Asfalto en caliente: este impermeabilizante asfáltico es fundido junto a capas de cartón asfáltico y fibras de vidrio. Una vez vertido sobre la superficie, ésta es cubierta por una capa de gravilla o pintura reflectante. Este impermeabilizado se usa más en edificios, aunque no es el más popular. Sin embargo, se sigue utilizando.

*Impermeabilizante acrílico: es uno de los más populares y que se puede colocar sin el apoyo de un profesional. Se fabrica en color rojo o blanco a partir de resinas sintéticas y la incorporación de fibras de vidrio. Es común usarlo en techos de fibrocemento y de zinc, al mismo tiempo que funcionan como reparadores de grietas. Es decir, son el impermeabilizante ideal para casi cualquier tipo de vivienda común.

*Resina acrílica: es para superficies pequeñas y en ocasiones una vez esparcido se le coloca una mano de cemento y arena fina. Es uno de los métodos más económicos y efectivos de proteger la casa.

Para paredes

La mayoría de las paredes son de concreto, por lo que son recomendadas las resinas sintéticas, de asfalto, derivadas de petróleo, acrílicos, poliuretano y otros materiales impermeabilizantes.

Como verás, es muy fácil darle un mantenimiento a tu casa y que te dure por muchos años.